Menu

Renovarse o morir

En la imagen superior, Frank Lampard. Y en la posterior, de izquierda a derecha: Mount, Tomori y Abraham.

Frank Lampard llegó a Londres con una ideología definida: apostar por los jóvenes talentos de la factoría ‘blue’. La sanción impuesta por la FIFA al club norteño de Londres por traspasos ilegales de menores provocó que la capacidad de maniobra se acotase en demasía. Se les prohibió operar en el mercado estival e invernal del año 2020.

Y a todo ello se sumaron la venta de su jugador franquicia, Eden Hazard, y la salida de Maurizio Sarri rumbo a la Juventus de Turín. En un mismo verano, perdieron a dos pilares que fueron máximos partícipes de la gran temporada cosechada tanto en Premier League y Europa League.

Por ello, Roman Abramovich –presidente del Chelsea- vio en Frank Lampard la solución a corto/medio plazo de un proyecto que había perdido sus cimientos. Tras quedarse a las puertas del ascenso con el Derby County, Lampard daba un paso importante en su carrera como técnico. De ser una leyenda del Chelsea a convertirse en técnico del club de su vida. Mayor reto imposible.

Lampard bajo su lema ‘Renovarse o morir’ repescó a Mason Mount, Tammy Abraham y Fikayo Tomori de sus respectivas cesiones en clubes de la Championship. Su apuesta por jugadores precoces e inéditos en la Premier League provocó que muchos expertos del fútbol inglés les descartasen de la parrilla del Big-Six.

Sin embargo, el tiempo está dando la razón a Frank Lampard. Mason Mount y Tammy Abraham están siendo los jugadores más determinantes en este tramo inicial de temporada. El actual ‘9’ del Chelsea registra 8 goles y se sitúa en la pole por la bota de oro.

Su compañero, Mason Mount, es el que más sentimientos ha despertado en las islas británicas. En el Derby County ya demostró su potencial bajo las directrices de Frank Lampard pero su irrupción en Premier League supera con creces lo demás. Con 4 goles, es el segundo máximo realizador de su equipo. Pero si en algo sobresale es en su descaro y atrevimiento con balón.

Fikayo Tomori, a diferencia de los anteriores, ha vivido un proceso más lento y pausado. En su retorno al club londinense, fue suplente en los tres primeros partidos de la presente temporada. Le costó entrar en los planes de Lampard. Desde que le dio la oportunidad, Tomori ha sido prácticamente inamovible e indispensable en los esquemas del entrenador inglés. La lesión de Rüdiger le abrió las puertas de la titularidad.

En esa línea de renovación, la plantilla cuenta con una media de edad de 26,2 años. Hudson-Odoi es el jugador más precoz de la misma. El futbolista nacido en el 2000 es uno de los proyectos más prometedores del fútbol mundial. De hecho, es el jugador ‘blue’ más joven en debutar con la selección absoluta de Inglaterra. Debido a su grave lesión en la temporada pasada, Hudson-Odoi no pudo estrenarse con Lampard hasta la jornada séptima frente al Brighton.

Los ‘blues’ están siendo uno de los equipos más atractivos de ver en la máxima competición inglesa. Esa combinación de talento joven con jugadores contrastados como Kepa, Kanté, Jorginho, Willian … están convirtiendo al Chelsea en una de las sensaciones de la temporada. Nadie daba un duro por ellos y ahí están.

En las dos áreas, el Chelsea está teniendo un gran protagonismo. Ofensivamente, son el tercer equipo que más goles (19) ha anotado en la 19/20. Solamente por detrás de dos serios aspirantes al título: Manchester City y el Liverpool. En el registro estadístico de disparos, adelantan a los ‘reds’ y se mantienen a la estela de la máquina productora de ocasiones del campeonato, el City.

La parte negativa, hasta el momento, reside en la portería custodiada por Kepa. Han encajado 14 goles hasta la fecha en 9 jornadas. Cifra llamativa y alarmante, no cabe duda. Sin embargo, lo han podido solventar con sus 19 goles a favor. Actualmente, están en posiciones de Champions. Leicester, Manchester City y el ‘Pool ocupan las posiciones más altas, respectivamente.

Este contraste en las dos áreas se expone, principalmente, a domicilio. En Carrow Road y Molineux Stadium encajaron 2 goles en cada encuentro y, pese a ello, lograron dos victorias. 3 goles al Norwich y 5 a los Wolves de Nuno Espírito Santo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *